NOTA DE PRENSA: Al PDGE le preocupan más los comunicados de CPDS que la crisis del COVID-19

29 abril 2020
Autor:

Al hacerse patente la presencia del coronavirus en Guinea Ecuatorial, y ante el hecho insólito de que un Gobierno ignorase a los partidos políticos en la gestión de una crisis tan grave, el secretario general de CPDS, por la falta de acceso de la oposición a los medios de comunicación del país, fue el primero … Continuar leyendo «NOTA DE PRENSA: Al PDGE le preocupan más los comunicados de CPDS que la crisis del COVID-19»

Al hacerse patente la presencia del coronavirus en Guinea Ecuatorial, y ante el hecho insólito de que un Gobierno ignorase a los partidos políticos en la gestión de una crisis tan grave, el secretario general de CPDS, por la falta de acceso de la oposición a los medios de comunicación del país, fue el primero en hacer una grabación en audio para pedir a la población seguir las recomendaciones del Gobierno sobre las medidas higiénicas y de distanciamiento social para evitar la propagación del virus. A continuación, CPDS escribió al Primer Ministro enviándole un paquete de 19 propuestas como aportación a la lucha contra la pandemia. El Gobierno ni siquiera respondió, motivo por el cual CPDS decidió publicar aquellas propuestas y las otras que hiciera a lo largo de la crisis, y es lo que está haciendo.

 

Sin embargo, el PDGE, en sus numerosas notas de prensa de réplica a CPDS,  no ha hecho mención alguna sobre dichas propuestas, sino que se limita a descalificar los comunicados de CPDS. Uno de estos es el del 23 de abril, en el que CPDS denuncia la retirada de la nacionalidad a decenas de ciudadanos ecuatoguineanos, y hace ver que el Gobierno consintió la doble nacionalidad pese a estar prohibida por ley.

 

EL PDGE ha respondido con una nota de prensa bajo título “La decadencia de CPDS queda en evidencia con la mediocridad de sus notas de prensa”. Sin entrar en retóricas inútiles, decirle al PDGE que si tan poderoso se siente como partido democrático y ve a CPDS en decadencia, ¿por qué su gobierno no convoca unas elecciones libres, justas, transparentes, con una administración electoral independiente y con observación de la ONU?

 

Siguiendo la línea de denuncia de CPDS, del comunicado del PDGE solo interesa el penúltimo párrafo, que dice lo siguiente:

 

“Señores del CPDS, lo que se dice con claridad no requiere ulterior interpretación (in claris non fit interpretatio): entenderán que incumbe a los ecuatoguineanos de origen que adquieren otra nacionalidad (y no al Gobierno), la obligación de poner este hecho en conocimiento de las autoridades nacionales; y que al Gobierno no se le puede acusar de haber permitido o consentido esta situación cuando han sido estos ciudadanos quienes, -conociendo o no la Ley aplicable-, han ocultado su cambio de nacionalidad, sin poner este hecho en conocimiento de las autoridades competentes, para regularizar su situación. No entenderlo, o no haberlo visto así, solo demuestra la falta de conocimientos por parte de CPDS en materia de leyes, y por supuesto, vuelve a evidenciar que CPDS solo pretende hacer ruido, obviando la relevancia de la verdad.”

 

De este párrafo cabe sacar la conclusión de que el hecho de hacer firmar una declaración jurada de renuncia de la nacionalidad ecuatoguineana a los ciudadanos referidos, obedeció a que tenían otra nacionalidad que ocultaron al Gobierno de Guinea Ecuatorial, y cuando el Gobierno lo descubrió en el aeropuerto de Malabo, les aplicó la ley haciéndoles renunciar a la ecuatoguineana. Si esta fuese la razón, ¿por qué, para justificar las renuncias, tanto Televisión Guinea Ecuatorial, como el propio PDGE, en su nota de prensa de fecha 9 de abril, llamaron “traidores” a esos compatriotas por abandonar el país en un momento de crisis? Es más: ¿no dijo el PDGE, en dicha nota de prensa, que las autoridades del aeropuerto de Malabo “se vieron tristemente sorprendidas al constatar, en el momento de proceder a la revisión de sus documentos, que dichas personas antes de abandonar nuestro país, habían procedido a RENUNCIAR OFICIALMENTE A LA NACIONALIDAD ECUATOGUINEANA, optando por mantener únicamente la otra de que disponían. Una formalidad requerida por los gobiernos europeos para solicitar la repatriación, y sin la cual, no podrían viajar a Europa”.

 

Hay que preguntar lo siguiente al PDGE: si las autoridades “se vieron tristemente sorprendidas…  de que dichas personas antes de abandonar nuestro país, habían procedido a RENUNCIAR OFICIALMENTE A LA NACIONALIDAD ECUATOGUINEANA…”, ¿quién les dio la declaración jurada que firmaron antes de que las autoridades se vieran “tristemente” sorprendidas…? ¿Puede el PDGE demostrar que España, Francia y Estados Unidos exigieron a esas personas renunciar a la nacionalidad ecuatoguineana si querían ser repatriadas?

 

A antes dijo el PDGE que la renuncia era por “traición”, después afirmó que obedecía a que los Gobiernos europeos se lo exigían para poder entrar en sus países, y ahora resulta que es porque los afectados habían ocultado su doble nacionalidad y, por tanto, se les aplicó la ley… ¿En qué nos quedamos? Tantas contradicciones solo pueden significar que el PDGE no tiene argumentos para justificar lo injustificable.

 

En lugar de tratar de ocultar su silencio e inacción ante la crisis con ataques a la oposición, el PDGE debe instar al Gobierno a que aplique las propuestas de CPDS y de otros grupos, muchas de las cuales exigen medidas de acompañamiento para ayudar a los más desfavorecidos y a quienes han dejado de percibir ingresos al estar confinados por cumplir las instrucciones y órdenes del Gobierno.

 

Malabo, 29 de abril de 2020

LA SECRETARÍA DE COMUNICACIÓN